Isla Riesco: más conflictos de interés para Piñera

http://www.elmostrador.cl/pais/2011/07/20/isla-riesco-mas-conflictos-de-interes-para-pinera/

La Contraloría debería pronunciarse hoy sobre un eventual conflicto de interés del Mandatario con el proyecto minero de Magallanes. Piñera no sólo elogió el proyecto cuando estaba en plena evaluación; también posee acciones en Copec, uno de los impulsores de la iniciativa.

El 5 de noviembre de 2010, el Presidente Sebastián Piñera detalló el Plan Magallanes, una inversión pública de 500 millones de dólares que espera sumar, a la vez, capitales privados por 1.000 millones de dólares más. “Esta será la inversión más poderosa en la historia de Magallanes”, decía el Mandatario en el marco del seminario “Antártica, un nuevo norte para Magallanes”.

Sin embargo, una mención especial para el proyecto Isla Riesco, no cayó nada de bien. “Este es uno de los temas más graves”, reclama Ana Stipicic, vocera del grupo Alerta Isla Riesco. “El que el Presidente mencionara a este proyecto dentro de las inversiones privadas, en plena evaluación ambiental, sin duda fue un espaldarazo a la iniciativa y sus palabras ayudaron a acelerar el proceso”, dice.

El proyecto de Copec –del grupo Angelini– y Ultraterra –de Von Appen– comprende reservas de más de 240 millones de toneladas de carbón y una inversión de US$ 500 millones. La apuesta busca la explotación de carbón sub-bituminoso para abastecer proyectos termoeléctricos y contempla cinco minas, de las cuales ya fue aprobada la primera, Invierno. El objetivo es producir anualmente entre 4 y 5 millones de toneladas de carbón.

Las palabras pronunciadas por Piñera sobre el proyecto son el blanco de los detractores fundamentalmente porque Piñera posee 785.609 acciones de Copec, como lo señaló en su declaración de intereses y patrimonio (4 de abril de 2010). Y aunque vía fideicomiso ciego estas son administradas por la corredora Larraín Vial, le abren un flanco.

“Al Presidente le conviene, personalmente este proyecto porque desde que se aprobó sus acciones han subido como la espuma”, señala Stipicic.

A CONTRALORÍA

La primera parte del proyecto, Mina Invierno, fue aprobada por la Comisión de Evaluación Ambiental de Magallanes por unanimidad el 16 de febrero pasado. Es justamente eso lo que revisará el Consejo de Ministros mañana jueves 21 de julio, una instancia que preside la titular de Medio Ambiente, María Ignacia Benítez. Este está integrado, además, por los titulares de Agricultura, Hacienda, Salud, Economía, Energía, Obras Públicas, Vivienda, Transportes, Minería y Planificación.

Antes de que esto ocurra, la Contraloría podría emitir su propio veredicto respecto a un posible conflicto de interés del Presidente Piñera y el Comité de Ministros, respuesta que según el diputado Enrique Accorsi podría ser dada a conocer esta mañana, luego de que el parlamentario PPD y la presidenta de ese partido, Carolina Tohá, hicieran una presentación ante el organismo hace más de dos meses.

“Presentamos este escrito porque pensamos que hay una incompatibilidad por las acciones del Presidente y el rol de los ministros, ya que ellos están llamados a calificar el proyecto… Cuando Mina Invierno se aprobó, las acciones de Copec subieron y esto significó una ganancia de $ 2.500 millones para el Presidente”, acusa Accorsi.

Además de esta situación, en la que una vez más el perfil de empresario sobrepasaría al de Presidente, los detractores del proyecto señalan que el consejo programado para mañana debería aplazarse debido al reciente cambio de gabinete.

“Esperamos que se aplace para que los ministros voten en conciencia y con responsabilidad. Los ministros tienen que analizar los argumentos expuestos en nuestro recurso de reclamación y pedir estudios objetivos sobre la calidad del carbón, separación de los proyectos puerto-mina, modelo de dispersión de contaminantes, porque así, el proyecto tal como está, no puede ser aprobado”, enfatiza Stipicic.

La millonaria apuesta no sólo levanta detractores por el proyecto en sí, sino también porque forma parte de una mirada energética en que la apuesta está en las termoeléctricas. Este año y particularmente este invierno, el 57% de la energía generada en Chile se ha basado en combustibles fósiles y la mayor parte de éste ha provenido del carbón. “Esto es enormemente preocupante porque la mayor parte de las obras recomendadas por el plan de la Comisión Nacional de Energía corresponden a plantas termoeléctricas a carbón. Por lo tanto Isla Riesco viene a confirmar la tendencia de que el futuro de Chile es a carbón y eso significará un aumento de 360% en el aumento de emisiones de carbono”, sostiene Sara Larraín, directora de Chile Sustentable.

Las razones de los opositores a Isla Riesco

Diferentes organizaciones ambientalistas se unieron contra el proyecto minero Isla Riesco. Acusan daños a ballenas y pingüinos, contaminación marina e impacto en localidades aledañas a las termoeléctricas que utilizarán el carbón. Aquí exponen algunos de sus argumentos.

 

Ana Stipicic, Alerta Isla Riesco

Mina Invierno contempla la afectación directa de 1.500 hectáreas, compuestas por bosques, lagunas, valles, humedales y praderas. De éstas, 500 hectáreas, que son equivalentes al tamaño de 75 estadios Nacional, incluyendo todo su entorno de 180 metros de profundidad, serán el rajo abierto, la herida en Isla Riesco.

Nadie ha podido determinar con precisión cuántos y cuáles serán los impactos directos, sobre todo porque el proyecto minero contiene una serie de errores y omisiones garrafales que ninguna autoridad observó de manera responsable.

Álex Muñoz, director ejecutivo de Océana

Isla Riesco está emplazada en una zona muy frágil y vulnerable, el seno Otway. Contiene una pingüinera con 10 mil pingüinos de Magallanes, una de las más importantes del mundo, que va a ser significativamente afectada, tanto por la contaminación como por el tráfico marítimo del transporte de este carbón. También tememos cualquier derrame de petróleo que se pueda producir y el riesgo puede ser bastante alto, algunos han llegado a señalar que del 10%.

Un derrame en el seno Otway, que es un mar cerrado, un mar interior, puede ser tremendamente grave, puesto que se va a acumular la contaminación y vamos a perder el ecosistema, sin poder recuperarlo durante varias décadas.

Alrededor de Isla Riesco conviven una serie de especies emblemáticas para nuestro país. Además de pingüinos, hay cuatro especies de delfines, entre ellos, el delfín chileno, que es una especie endémica, está en una situación muy grave y también puede verse afectado por el tráfico marítimo y la contaminación.

Cerca de Isla Riesco también está el Parque Marino Francisco Coloane, creado justamente para proteger a las ballenas que circulan en esta área. También pueden ser afectadas por las rutas de transporte del carbón. No es raro que se produzcan choques entre las ballenas y los barcos y también puede producirse una contaminación de las aguas donde estas ballenas tienen su hábitat natural. Podrían morir algunas de esas especies y otras emigrar, es muy grave.

Además, al ser un carbón de tan mala calidad, las termoeléctricas que lo usarán en el norte del país van a emitir toda esta contaminación a la población y el medio ambiente. Este carbón tiene alta concentración de mercurio, que es un metal pesado que cuando se libera al ambiente, decanta en el mar y en las personas, lo que puede causar mal formaciones en fetos, problemas neurológicos y otros problemas de salud muy graves.

Flavia Liberona, directora ejecutiva de Fundación Terram

El carbón está clasificado en bituminoso y sub-bituminoso. Las clasificaciones tienen que ver con el poder calorífico y la cantidad de contaminantes que emiten al aire. El carbón de Isla Riesco es de mala calidad, porque su poder calorífico es bajo y la cantidad de contaminantes que emite al aire es alta. Concentra mucha humedad, por lo tanto, debes quemar mucha cantidad para producir calor y energía para hacer funcionar una termoeléctrica.

Entonces, aprobar esta explotación de carbón no tiene ni pies ni cabeza, fuera bueno o malo. Más encima, este es malo y a tajo abierto, ni siquiera subterráneo o bajo el mar, con todo ese polvillo. No tiene ni pies ni cabeza desde el punto de vista de la salud de las personas, en las localidades donde va a ser utilizado el carbón. No tiene ni pies ni cabeza en términos de los ecosistemas que están ahí y que van a ser contaminados. Más allá de que pudiera hacerse controladamente el tajo abierto, va a haber polvillo en el aire y un montón de cosas.

Si Chile quiere avanzar en una política pública para la utilización de termoeléctricas, debería utilizar otra tecnología: ciclo combinado, gas natural… hay otras tecnologías para termoeléctricas que no usan carbón. Y si van a usar carbón, normémoslo. Hoy las termoeléctricas están ocupando, en su mayoría, carbón colombiano, que es de mejor calidad que el que eventualmente se sacaría de Isla Riesco. En ese sentido es nuestra oposición a este proyecto, que es muy dañino.

Sara Larraín, directora de Chile Sustentable

El proyecto es una conjunción entre los impactos que tienen los vientos con material particulado y emisiones de azufre sobre todos los ecosistemas de la isla, con un área de dispersión enorme. Además, el impacto de metales pesados en ecosistemas marinos del seno Otway y todo el mar interno, particularmente de la zona del puerto.

Finalmente, los tremendos impactos sobre el destino turístico y la utilización comercial de la naturaleza en fines no consuntivos, como la agricultura y el desarrollo turístico. Dentro de la documentación, esta es la prioridad de los ciudadanos de la región. No es legítimo que un par de empresas, como Copec y Ultramar, condenen a un territorio a un desarrollo que corresponde a su interés y no a lo que ha decidido la región.

Nuevamente estamos frente a una confrontación de los intereses regionales con los del gobierno central y de un grupo de empresas, particularmente con capitales nacionales y extranjeros.

http://radio.uchile.cl/2011/07/20/las-razones-de-los-opositores-a-isla-riesco

5 razones para oponerse a la construcción de la Mina Invierno

Hay muchas razones para oponerse al avance y puesta en operación de la Mina Invierno, la primera de un conjunto de minas que realizarán extracción de carbón desde la Isla Riesco. Sin embargo sólo una para estar a favor: su bajo precio.

El carbón que se extraerá desde la isla servirá para alimentar plantas termoeléctricas, es decir, que generan electricidad a base de la combustión de carbón. Hoy éstas funcionan pero con carbón importado desde otras latitudes y disponer de este combustible nacional implica, sin duda, reducir los costos. En efecto, las empresas que están impulsando estas operaciones son los mismos que transportarán y luego utilizarán el carbón en sus centrales generadoras.

Hoy nos han hecho creer que no existen alternativas energéticas para Chile, por eso el apuro en garantizar que se disponga del material a la brevedad, aunque sea extraído desde un lugar de alto valor de conservación por su biodiversidad y cuyo impacto ambiental es aún desconocido.
Sin embargo, son miles las voces que comienzan a levantarse para desmentir esa falacia. En este escenario, las 5 razones para solicitarle formalmente al Gobierno que escuche la opinión mayoritaria de los chilenos y detenga -a través del Comité de Ministros- el proceso que permitirá poner en operaciones la Mina Invierno, son:

1.- La utilización de carbón en la generación de energía es hoy uno de los principales responsables del cambio climático.

Miles de personas pierden a diario sus hábitats, al ver afectadas sus actividades cotidianas. La vida sufre cambios gigantescos en el planeta a escala global y no actuar ahora con determinación para detenerlo es irresponsable. Es importante hacer ver a los gobiernos la importancia de su acción decisiva hoy, con urgencia. Organismos internacionales como Naciones Unidas han llamado la atención sobre la urgencia de respuestas desde Chile, cuya matriz ya varios expertos consideran en camino a la carbonización.

2.- La mina invierno es otro proyecto vinculado a la generación de energía que afecta nuestro patrimonio y biodiversidad.

Los estudios de impacto ambiental no consideran todas las externalidades (efectos) de las operaciones que se realizarán y las medidas de compensación no logran mitigarlos. Flora y fauna propia de la zona -entre las que se cuentan huemules y cóndores, emblemas patrios-, incluso adyacente a áreas protegidas, se verá afectada de forma irreparable para favorecer el lucro de unos pocos.

3.- Malas decisiones se traducen en costos que finalmente pagan todos los chilenos, pero muy especialmente aquellos que no cuentan los recursos económicos y legales para evitar que los pasen a llevar.

Hoy todas las centrales termoeléctricas que recibirán el material se encuentran en conflicto con la comunidad por el impacto que tienen sus emisiones, gases y residuos en sus territorios. Niños, ancianos, trabajadores han sufrido un deterioro de su calidad de vida, la biodiversidad de las zonas afectadas, al punto que hoy se las conoce como zonas de sacrificio. Los mal llamados «accidentes», como los ocurridos en Ventanas hace pocos meses, son parte del día a día.

4.- Se suele indicar que el carbón es energía barata, y que reducirá los costos de la energía, permitiendo así mayor empleo, productividad y crecimiento favoreciendo mayor justicia social.

Sin embargo esto es otra falacia: el mercado de la energía está altamente concentrado y el sobreprecio es hoy inexplicablemente alto a favor de las empresas, transfiriendo sus costos a los ciudadanos. Un verdadero crecimiento con igualdad implica comprender que contaminando, sacrificando vidas y afectando al planeta es la forma equivocada. Hoy hay margen para que nuestras autoridades actúen. Las propuestas de Greenpeace en el mundo consideran este cambio y es hora de que el Gobierno deje de evitar la discusión.

5.- Chile tiene hoy una oportunidad histórica para revertir este patrón de acción.

Por primera vez en nuestra historia ha quedado en evidencia que el lucro de unos pocos es lo que nos impide un genuino desarrollo sustentable. Nuestro compromiso es amplio y decisivo en esta materia, pero no basta con ello; necesitamos que levantes la voz y le hagas saber tu preocupación a quienes hoy pueden revertir malas decisiones.

Por favor ayúdanos y solicítale a los ministros y asesores que tendrán la palabra para decidir sobre Isla Riesco que no queremos sacrificar más a Chile, y que exigimos respuestas para el corto, mediano y largo plazo en materia energética.

http://www.greenpeace.org/chile/es/blogs/blog/5-razones-para-oponerse-a-la-construccin-de-l/blog/35786/

Corema aprobó instalación de mina de carbón en Isla Riesco

La Corema de Magallanes aprobó por unanimidad la instalación de la Mina Invierno en Isla Riesco, iniciativa que ha sido duramente criticada por ambientalistas ante el temor del impacto que tendrá el proyecto carbonífero en la zona.

ImagenPrecisamente el lunes en Cooperativa, el director ejecutivo de Greenpeace en Chile, Matías Asún, enfatizó que el proyecto tendrá un efecto «devastador, muy negativo», explicando punto a punto los «grandes impactos» que conllevará.

Mientras las autoridades votaban el proyecto, en las afueras un grupo de manifestantes protestaba por la iniciativa. Incluso, tras la sesión, la intendenta de Magallanes, Liliana Kusanovic, debió ser escoltada.

La Mina Invierno es uno de los proyectos de la Minera Isla Riesco -propiedad de los grupos Angelini y Von Appen- que se contemplan en la zona.

El proyecto busca explotar el mineral de carbón a cielo abierto en un área de 1.500 hectáreas con una profundidad de 180 metros y, según la empresa, abastecería a las termoeléctricas del país.

Golborne: No se saca nada oponiéndose a todo

Al ser consultado por el proyecto en Isla Riesco, el biministro de Energía y Minería, Laurence Golborne, sostuvo que «no se saca nada con oponerse a todo».

«Tenemos que definir cómo hacemos las cosas para compatibilizar el sustento del medio ambiente con las necesidades de la comunidad y del desarrollo del país», añadió Golborne horas antes de que el proyecto fuera aprobado.

El titular de Energía además sostuvo que «los puestos de trabajo que cualquier proyecto de desarrollo minero, de desarrollo energético genera son necesarios. Tenemos gente que no tiene trabajo, que necesita superarse y eso es muy importante».

http://www.cooperativa.cl/corema-aprobo-instalacion-de-mina-de-carbon-en-isla-riesco/prontus_nots/2011-02-15/170934.html

Von Appen y Angelini presentan oferta más alta por carbón en la isla Riesco

A un paso de adjudicarse la licitación de dos yacimientos mineros con alto potencial carbonífero en Isla Riesco, en la Región de Magallanes, quedaron ayer Copec y el grupo Von Appen, quienes entregaron en conjunto la oferta más alta del proceso de licitación que encabezó el Sistema de Empresas Públicas (SEP) y cuya apertura de sobres se realizó ayer.

La Sociedad Minera Isla Riesco S.A., cuya propiedad comparten en partes iguales Copec y el grupo naviero Ultramar -de Von Appen-, ofreció US$ 201 millones por «Estancia Invierno». En paralelo, ofertó US$ 50 millones por las pertenencias de «Río Eduardo y Elena».

A esto se debe sumar una eventual regalía por cada tonelada de carbón vendida, equivalente a 0,015 UF, por un período tres años en el caso de «Río Eduardo y Elena», y de cinco años en «Estancia Invierno».

La oferta de Copec y Ultramar superó con creces la presentada por la minera angloaustraliana BHP Billiton, operadora de Minera Escondida, dueña de Spence y Cerro Colorado, y única competidora, que ofreció 37.500 UF por «Río Eduardo y Elena» -unos US$ 1,35 millón- y US$ 25,7 millones por «Estancia Invierno», más una regalía de 0,0015 UF por tonelada vendida por 15 años.

La Corfo y el SEP tienen ahora tres semanas para decidir entre ambas ofertas, que se concretarán hasta un año después de iniciados los trabajos en Isla Riesco. Quien se adjudique las licitaciones tiene la opción de desistir de su oferta si dentro del plazo de análisis no encuentran los recursos que justifiquen llevar adelante esta inversión.

Según un abogado cercano al proceso, lo ofertado por Copec y Von Appen es una cifra demasiado elevada y contra la que es imposible competir. No obstante, otras fuentes dicen que Isla Riesco tiene cerca de 670 millones de toneladas de carbón para generación eléctrica.

La importancia del carbón radica en que gran parte de las nuevas centrales eléctricas que se van a construir, tanto en la zona norte como en el centro, funcionarán con este insumo. De hecho, ya hay dos grandes proyectos anunciados que usarán este combustible: la central de 1.000 MW, que planea construir Codelco en la IV Región, y la central Kellar, de BHP Billiton.

Una vieja amistad
La inversión conjunta que planean materializar Von Appen y Copec es sólo una más en una larga historia de emprendimientos conjuntos.

Desde la formación de Ultramar, en los años cincuenta, ambos han explorado negocios en distintos rubros. Para Von Appen, Angelini es «su socio» cuando de evaluar proyectos de energía se trata, y viceversa: para Angelini, Von Appen es su socio en temas navieros.

http://www.economiaynegocios.cl/noticias/noticias.asp?id=31154